fbpx

Parálisis Facial

Parálisis Facial

FISANAR PARALISIS FACIL

Parálisis Facial

Tipos de parálisis



A grandes rasgos existen dos tipos: la parálisis facial completa y la incompleta. 
Parálisis facial completa:  existe una ausencia total de movimiento del lado afectado.
Parálisis facial incompleta: se preserva el tono muscular en reposo y parte del movimiento facial.

“Por otra parte, se habla también de parálisis unilateral o bilateral, según si afecta a uno o ambos lados de la cara”, añade el doctor Marré.

Síntomas


La parálisis facial, como su nombre lo indica, se caracteriza por una ausencia parcial o total de movimiento facial.

La parálisis facial imposibilita:

“El síntoma de mayor importancia en un paciente con parálisis facial es la falta de cierre ocular, ya que la exposición ocular puede llevar a lesiones graves de la córnea e incluso a la ceguera, si no se trata de forma oportuna”, dice el Doctor Marré.
Algunos de estos síntomas pueden traer consecuencias. Por ejemplo, la incapacidad para mover los labios y los músculos de la mejilla del lado afectado genera problemas para comer y tomar líquidos; o la imposibilidad para sonreír puede traer aparejada una baja autoestima “haciendo que muchos pacientes se encuentren reacios a la interacción social fuera de su círculo más cercano”, cuenta el cirujano plástico.
  

Diagnóstico:


El diagnóstico de la parálisis facial es principalmente clínico y se realiza en base a la historia que relate el paciente y un examen físico dirigido, en el cual se analizan cada uno de los principales movimientos faciales.
La electromiografía y la electroneurografía son exámenes útiles que sirven de apoyo para el diagnóstico y también para el seguimiento y evaluación de las mejorías en el tiempo.
  

Tratamientos:


Los tratamientos de la parálisis facial son diferentes, según el tipo de parálisis:

Parálisis de Bell o idiopática: el tratamiento inicial consiste en la administración de corticoides orales durante un período de 10 días, para ayudar a la desinflamación del nervio. En casos seleccionados, podría estar indicada la descompresión quirúrgica del nervio facial.

Parálisis secundaria a una lesión del nervio facial, por corte por herida, fractura o por la resección de un tumor. Aquí, la cirugía es la única alternativa. “Es importante señalar que que en pacientes cuya parálisis es a causa de una sección del nervio facial por una herida, el ideal es la reparación directa temprana, dentro de los 3 primeros días posteriores a la lesión, siempre y cuando la condición del paciente y la herida lo permita”, explica el doctor.

Parálisis incompletas: Esta condición constituye un escenario mixto, donde generalmente se preserva un tono muscular suficiente que otorga simetría en reposo pero que, sin embargo, al realizar movimientos como el de la sonrisa, es evidente que existe una menor activación en el lado afectado. En estos casos existen alternativas de tratamiento que van desde el uso de toxina botulínica, más conocida como bótox, del lado sano, para mitigar el movimiento de éste y con ello lograr una mejor simetría, a las técnicas quirúrgicas descritas a continuación.

 

YouTube
YouTube
×